GREZ Y MAS
PSICOLOGÍA Y NUTRICIÓN

Comenzando un régimen Low Carb

con Hipertensión

¿Así es que quieres comenzar una Low Carb pero tienes hipertensión?

¡Felicitaciones! Podría ser un efectivo método para combatirla y disminuir los niveles de la tensión arterial de forma natural. En algunos casos podría inclusive normalizar tus números completamente.

Existen eso sí, advertencias que debes tomar en cuenta.

 

hipertension

Si estás medicado para la hipertensión, existe el riesgo de presentar una baja importante en la tensión arterial una vez comenzado un régimen Low Carb. Podrías necesitar una dosis más baja de medicamentos o incluso dejar de necesitarlos.

Este efecto podría producirse en un lapsus de días, como también podría tomar meses e incluso años. Es de vital importancia que te hagas los chequeos médicos necesarios para comenzar y obtengas un seguimiento médico si sientes síntomas de hipotensión. Estos pueden ser cansancio, mareo y/o debilidad. En este caso deberías tomarte la presión inmediatamente. Si esta baja de 120/80, deberás ponerte en contacto con tu médico para redosificar tus medicamentos.

Por otro lado al comenzar una Low Carb, pueden aumentar las dosis ingeridas de sodio, lo que podría producir cambios en tus niveles de tensión arterial. El aumento de sodio es algo que se recomienda ya que al beber más líquido también pierdes electrolitos esenciales como potasio, magnesio y ... sí, sodio. El sodio ayuda a palear los primeros efectos del régimen Low Carb que puede producir malestares en los primeros días por la baja de estos tres componentes.

Por lo anterior, es necesario estar observante a los cambios en la tensión arterial así como también a las sensaciones que vas teniendo durante el día. No hay una receta específica. Cada persona es distinta y puede presentar distintas respuestas al cambio alimenticio.

Te invitamos a consultar con tu médico y a informarte o consultarnos si tienes más dudas.

 

Grez y Más Psicología y Nutrición